BIERZO

El Bierzo

 Espacio de flores, piedra, tierra y agua se entremezclan para dar vida a una comarca sembrada antaño de oro y wolfram. Tierra en la que rojos, amarillos, verdes y pardos cubren los pequeños valles y las intemporales montañas. La entrada a este paraje supone el definitivo adiós a la meseta y la bienvenida a una tierra pródiga y acogedora, plagada de innumerables leyendas y romances imposibles…

 El Bierzo posee una extensión geográfica de 2.895 km2. Su situación, limítrofe con Asturias y Galicia, convierte a esta región leonesa en un enclave donde se entremezclan raíces y culturas. Sus vinos con Denominación de Origen son el producto más conocido: blancos, tintos y rosados. Además de los otros cinco productos estrella de la gastronomía de la comarca: el botillo, el pimiento asado, la manzana reineta, la pera conferencia y la castaña.

 La variedad y riqueza de sus productos se deben a las características de su microclima y suelos. El clima es semihúmedo con unas temperaturas medias más dulces que en las zonas de clima mediterráneo-continental circundante por el sur y el este que miran a la meseta. La comarca cuenta con más horas de sol y menos precipitaciones que la España atlántica. Asimismo la gran muralla montañosa que rodea al Bierzo, lo protege de los vientos gélidos que en muchos días del otoño y primavera recorren la meseta.

 Dentro de este microclima existen dos clases bien diferenciadas: la Hoya y la Montaña, y dentro de la última, el bosque cantábrico y el mediterráneo. Los suelos de la Hoya son de regular pedregosidad y sin rocosidad,  salvo algunas excepciones. El color cuando el terreno está seco es pardo y cuando está húmedo, pardo rojizo. Son suelos moderadamente ácidos, su pH está próximo a 5,5, con ausencia de carbonatos, propio de climas húmedos. Su bajo contenido en materia orgánica, próximo al 1%, los hace muy aptos para el cultivo de la vid, favoreciendo la calidad frente a las grandes producciones por planta.

 En el caso de los suelos de la Montaña están constituidos por una mezcla de elementos gruesos, cuarcitas y pizarras, con un horizonte superficial muy corto y pobre. En estas condiciones extremas, la vid es capaz de producir en muy pequeñas cantidades sin perjudicar la calidad del fruto, que es excepcional, encontrando en los vinos elaborados aromas primarios compuestos por el carácter varietal de la mencía y los tonos minerales y pizarrosos procedentes del terruño.

Vigneron

 Puerta del Viento cuenta con un vigneron berciano que elabora los vinos de forma artesanal mediante el cultivo ecológico. El fruto de la observación, base de su filosofía, parte del entorno, que aporta las sustancias necesarias para defender las cosechas contra las plagas o fertilizar las plantas. La herencia secular de los mayores es inmensa y merece ser respetada y seguida, técnicas aplicadas durante siglos por los agricultores, que -por fortuna- perduran en el Bierzo y se mantendrán mientras existan personas en deuda con sus orígenes.

 En la elaboración de los vinos de Puerta del Viento se utiliza esa sabiduría ancestral que iremos desgranando a lo largo de este espacio con el fin de poder compartirla, pues nos sentimos orgullosos de haber nacido en una tierra tan fértil y amable como El Bierzo. El vigneron de Puerta del Viento es el artesano que controla todos los procesos de la elaboración en un vino, pero que, sobre todo, trabaja la viña. Antes de obtener titulaciones oficiales todos los miembros de Puerta del Viento ya trabajaban con esmero en las viñas y elaboraban vino. Una carrera sin títulos, pero con iguales o mayores satisfacciones.

 Hubo que contestar a muchas preguntas, realizar fermentaciones en distintas partes de la comarca, atender a análisis exhaustivos de nuestros terruños y un largo etcétera. Una andadura que ha dado sus frutos: Puerta del Viento. Esperamos que podáis disfrutar de ellos en buena compañía como ya hacemos nosotros. ¡Salud!

ENOTURISMO

¡Visítanos!

Puerta del Viento propone un recorrido por el yacimiento Arqueológico de Castro Ventosa ubicado en Pieros (municipio de Cacabelos). De origen prerromano, ofrece una de las panorámicas más hermosas de toda la comarca, dando el nombre a Puerta del Viento, pues en ese privilegiado paraje de la viña berciana se encuentran nuestros viñedos de cultivo ecológico.

Una vez realizada la visita a los viñedos y al Castro Ventosa, nos trasladamos a la bodega de Puerta del Viento situada en Villafranca del Bierzo, donde haremos una degustación de nuestros vinos de autor como colofón a la jornada.

Si estáis interesados en una sesión de enoturismo, os animamos a que contactéis previamente con nosotros para organizar la visita a los viñedos y bodega.  

 

 

Móvil: +34 609 13 47 98

info@puertadelvientowines.com